19 de Octubre de 2011

PRIMEROS DÍAS EN ÁFRICA

 

Una vez habiendo logrado una conexión más o menos digna a internet voy a resumir un poco las primeras aventuras y desventuras de nuestro periplo. El viaje comenzó ya torcido con el retraso del primer vuelo que habría de llevarnos de Madrid a El Cairo, y que provocó que perdiésemos la conexión con el siguiente vuelo a Nairobi, con lo que presumiblemente deberíamos hacer noche en Egipto con lo turbulentas que están allí las cosas ahora mismo. Finalmente, tras varias horas en el aeropuerto nos metieron en un avión con destino a Addis Abeba y de allí a Nairobi, donde llegamos tras casi 24 horas de vuelos y escalas. Nada más llegar negociamos un viaje hasta el Masai Mara, la zona norte del Serengueti, para aprovechar los primeros días de aclimatación a la altitud, en los que recomiendan no entrenar prácticamente. Allí pasamos un par de días entre poblados Masais y fauna de todo tipo: elefantes, antílopes, jirafas, búfalos, cebras, leones, avestruces, gacelas Thompson, leopardos, hipopótamos... ¡algunas escenas impresionantes! Incluso cruzamos la frontera con Tanzania, con lo que el bagaje final de países recorridos en este viaje está superando las expectativas iniciales.

 

Frontera entre Kenia y Tanzania

 

Llegamos a Iten hace tres días, después de un viaje interminable de 10 horas en furgoneta por las peores (iba a decir carreteras) sendas pedrestres imaginables, tras una rotura de frenos de nuestro vehículo y algún que otro contratiempo, pero eso sí, disfrutando de un paisaje cautivador. La entrada al pueblo señala perfectamente lo que aquí nos íbamos a encontrar: "Welcome to Iten, home of champions". El lugar es una constante vorágine de corredores que se pueden ver a casi todas horas recorriendo los caminos de albero rojizo que suben y bajan. Esos grandes desniveles, unidos a la falta de oxígeno ya han hecho mella en nosotros de forma notable, ya que cuesta una barbaridad correr a ritmos medianamente decentes (por debajo de 4′ el km). Entre las primeras caras conocidas que hemos podido distinguir se encuentran el campeón olímpico de 3000m obstáculos, Brimin Kipruto, o el excampeón mundial de 800m, Alfred Kirwa Yego.

 

Nuestro día a día comienza a las 6 a.m., cuando aún ni ha amanecido, con un rodaje en ayunas de unos 10kms, que el primer día se nos fue a 14 y que causó estragos por juntarnos al grupito equivocado. Desayunamos sobre las 7 y a las 11 realizamos nuestra segunda sesión. Quizás dentro de unos días probemos con una tercera sesión en torno a las 5 de la tarde. La dinámica de estos días consiste principalmente en acumular muchos kilómetros y volumen de gimnasio. Para esto último acudimos a una sala de musculación situada en el centro de alto rendimiento que la atleta local, nacionalizada holandesa, Lornah Kiplagat, creó hace unos años. También disponemos de una pista de tierra batida para hacer alguna serie más controlada. Nuestro día finaliza sobre las 9:30 p.m., que son ya, de modo que ¡buenas noches!

 

Entrada a Iten

 

PATROCINADORES

Álvaro Rogríguez